El fenómeno musical del momento se llama mixtape - Funatic
3885
single,single-post,postid-3885,single-format-standard,ajax_fade,page_not_loaded,,qode-title-hidden,qode_grid_1300,footer_responsive_adv,qode-content-sidebar-responsive,qode-theme-ver-10.0,wpb-js-composer js-comp-ver-4.12,vc_responsive
Mixtape

El fenómeno musical del momento se llama mixtape

De un tiempo a esta parte, un nuevo formato ha revolucionado la música. Si te gusta el rap o el trap, seguro que sabrás de qué estamos hablando. El mixtape está pegando muy fuerte desde hace unos años. Grandes artistas como C.Tangana o Bad Gyal han sacado sus propios mixtapes recientemente, que mantienen una calidad tan alta como sus mejores discos.

 

 

¿Y QUÉ ES UN MIXTAPE?

Si no sabes de qué te estamos hablando, déjanos decirte que un mixtape tiene que ver mucho con la autoedición. El concepto original del mixtape nace a la vez que empieza a nacer el rap en Estados Unidos. Básicamente, los mixtapes primigenios eran grabaciones de raperos y DJ’s pioneros. Leyendas del flow como Grandmaster Flash y Afrika Maambata repartían cassetes de sus sesiones en los clubs y estaciones de radio. Y en España pasó algo parecido, las primeras grabaciones de rap en este país se lanzaron en formato LP mixtape. Los míticos LPs de Rapin’ Madrid y el Madrid Hip Hop recopilaron temas de diferentes grupos de rap de la capital.

 

 

NO ES UNA MAQUETA

Puede parecerte que las mixtapes sean otro nombre para llamar a las maquetas, pero tienen bastantes diferencias. Una maqueta se la puede editar el propio artista, pero el mixtape lo puede llevar un sello discográfico detrás. Incluso un fan del artista puede hacer el suyo propio y rularlo por donde crea conveniente. Pero lo que más diferencia a un mixtape de una maqueta es que este primero es una recopilación de temas de uno o varios artistas. Puede contener alguna canción nueva, pero por lo general son temas ya conocidos reunidos en una compilación.

 

 

¿Y qué diferencia a un mixtape de un album o de un disco recopilatorio? Pues que principalmente que se reducen los gastos de producción. Lo mismo puedes conseguir el mixtape por Internet que en físico, pero raramente en una tienda o hipermercado. Y aunque parezca cutre recibir un CD con pinta de ser marca Verbatim, lo importante es lo que hay en el interior. Es el caso del mítico A.D.R.O.M.I.C.F.M.S. de Yung Beef, que el propio Fernando distribuyó por su cuenta desde 2013. Y es que de esta manera empezó a despegar su carrera en solitario, como le pasó a ASAP Rocky con su “Live. Love. ASAP”. A diferencia del mixtape de Fernando, Rocky solo publicó su trabajo en Internet.

 

 

Primero con el rap y ahora también con el trap. Los mixtapes tienen tanta fuerza que hasta las discográficas de renombre suelen editarlos para sus artistas. Ya no es solo cosas de artistas o fans que se autoeditan, el fenómeno ha llegado a todas partes.

Etiquetas
Sin comentarios

Escribir un comentario